SOLARIS Y SU NUEVO SISTEMA DE ARCHIVOS

Basado en un versión de Unix, Solaris es un sistema operativo implementado por Sun Microsystems que maneja su versión propietaria pero que a liberado un versión conocida como OpenSolaris.

Vale la pena recordar que el primer sistema Operativo que Sun Microsystem desarrolló se
llamó SunOS en los años 1983, empezando desde ese entonces la construcción y
mejora de su sistema.

Actualmente este sistema operativo se encuentra en la distribución “Solaris 10” que presenta muchos avances en cuanto a seguridad implementado una solución al caso de “todo o nada” basada en privilegios(mínimos) otorgados a las aplicaciones. Este se ejecuta sobre la arquitectura SPARC en 32 y 64 bits (Ultra Sparc) o sobre procesadores x86 (como
los de Intel y AMD).

Además, como debía de suponerse, esta libre de virus, y utiliza en él la tecnología del
Trusted Tolaris que garantiza una seguridad total al sistema.

Además, una de las características es la “Tecnología preventiva de auto recuperación” (PSH, Predictive Self-Healing) que se encuentra en el núcleo del sistema, esto contribuye a reducir los riesgos y aumenta las disponibilidad del equipo y PSH permite tomar medidas para reducir daños por futuros peligros que el caos pueda causar en los sistemas y como resultado reducir los tiempos de caída, en pocas palabras reducir tiempo y dinero.

SISTEMA DE ARCHIVOS ZFS

Solaris 10
utiliza el sistema dinámico de Archivos ZFS, fue diseñado e implementado por un
equipo de Sun liderado por Jeff Bonwick.

Una de sus ventajas es su gran capacidad 128 bits cuyo diseño hace que sea tan grande que en la práctica nunca se podría exceder sus límites. Ofrece una administración sencilla que automatiza y consolida complicados conceptos de almacenamiento y por otro lado protege todo los datos con sumas de 64 bits que detectan y corrigen el daño de datos silenciosos.

Además, utiliza un modelo transaccional copy-on-write. Conteniendo todos los punteros a bloques de un sistema de ficheros un checksum de 256 bits sobre el bloque apuntado, que
se comprueba al leer el bloque. Los bloques que contienen datos activos no se sobrescriben nunca; en su lugar, se reserva un nuevo bloque, y los datos modificados se escriben en él. Incluyendo para la sobrecarga, varias actualizaciones en grupos de transacciones, y se utiliza un log de intentos cuando se necesitan escrituras síncronas.

Otra ventaja en comparación con el sistema NTFS es que la interfaz de la línea de comandos simplifica drásticamente la administración. Se orienta a las tareas, por lo que
los administradores pueden expresar las tareas que desean llevar a cabo en lugar de tener que memorizar o buscar comandos crípticos.

En los sistemas FAT o NTFS los datos se pueden dañar de diferentes modos, como por ejemplo un error de sistema o una interrupción del suministro eléctrico inesperada, pero
ZFS impide el daño a los datos ya que mantiene la coherencia de los mismos en todo momento. Todas las operaciones son transaccionales. De este modo, no sólo se mantiene la coherencia sino también se eliminan todas las restricciones sobre la orden de E/S y se permite que el conjunto de los cambios se realice correctamente o se produzca un error.

Y aunque a decir verdad tiene mucho de bueno(bastante) el soporte para otros sistemas aún no esta implementado. Pero tan solo será cuestión de tiempo.

En definitiva el nuevo sistema de archivos ZFS presenta características muy favorables en cuanto a almacenamiento, prevención de daños y capacidad.

Saludos,

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: